27/10/11 Mesa V. Los límites de los medios de comunicación y la emergencia de la autocomunicación de masas en la era digital.

Presentada por Vicent Partal, intervienen:

Ricardo Galli (Meneame.net) Después de unos años de activismo frustrado, sumergido en las minorías, se lanza “no les votes“. Con la idea de romper el bipartidismo se efectúa esta acción para intentar romper la partitocracia existente, sin conseguir la audiencia de los medios de comunicación. A través de Menéame la acción tuvo repercusión importante con multitud de reacciones. Los medios de comunicación tradicionales no se hicieron eco del movimiento porqué no se dieron cuenta de la fuerza de la acción.

Los medios de comunicación son muy importantes para crear opinión pública, pero el 15M demuestra que es posible crear opinión más allá, a pesar, de los medios tradicionales. A partir del 15M los cambios parecen profundos y la atención de los medios está cambiando. Parece que no hay vuelta atrás.

Artículo de referencia ‘Pienso luego estorbo’
Notas para la presentación en el Seminario del IN3

Lluís Bassets (Director adjunto de El País) Hay que dejar de pensar en los grandes medios como un espacio lejano a la realidad; los medios se están transformando con la necesidad de aproximarse a las preocupaciones sociales. La revolución es global, intergeneracional, con una profundidad aplastante. Los medios de comunicación se transforman o mueren. El periodismo cambia su función: escuchar, revisar y contrastar la voz de la ciudadanía. La verificación informativa es la única lección que puede dar el periodismo tradicional. Los formatos también tendrán una transformación muy importante a favor de los formatos digitales. La crisis de confianza en contra todo el stablishment imperante: política, economía, comunicación, etc. La credibilidad ya no está en los medios sino en periodistas, estos ganan o pierden la confianza de los espectadores, lectores u oyentes.
Manuel Campo Vidal (Periodista) Los medios de comunicación están en una transición profunda y acelerada. Ahora estamos en el ensayo de la convergencia de los medios tradicionales debilitados y los medios emergentes reforzados. El movimiento del 11M (SMS) fue ya producto de la movilización popular. Estamos en una transición pero no sabemos el destino. Las visiones catastrofistas conviven con las visiones que exaltan excesivamente los nuevos medios. Hay que hacer un recorrido histórico para revisar las transformaciones de los medios y hay que relativizar la visión de catástrofe actual. Por otro lado, las tecnologías han tenido una exaltación grandilocuente: las revoluciones árabes no son gracias exclusivamente a Internet. La revolución fue twitteada, pero no nació en Twitter.

De todas formas, los hechos que están sucediendo son muy interesantes y hay que encontrar la forma de convivir formatos tradicionales y los nuevos modelos. El periodismo necesita recuperar su credibilidad: contraste y verificación.
Mayte Pascual (Periodista de TVE) Los medios no están explicando que otro mundo es posible. La responsabilidad es de los movimientos sociales y los medios de comunicación que no encuentran un espacio de encuentro. Es importante estudiar para aprender como se producen los cambios. La prensa tiene la necesidad de ser reflexiva, la transformación es evidente y la necesidad de encontrar el punto de convergencia e integración de los medios y “lo que sucede en Internet”. La influencia de los movimientos no es exclusivamente gracias a la aparición en los medios. Es imprescindible que los medios aprendan de los nuevos movimientos; y estos, los recursos y las técnicas comunicativas de los medios de comunicación tradicionales.

Klaudia Álvarez (Grupo de Comunicación Democracia Real Ya-Bcn) Lo importante no es la tecnología. Lo importante es quien habla y en nombre de quien. Internet da la oportunidad para escuchar la voz de quien no tiene voz. La amplificación del 15M se hace sin el soporte de los medios de comunicación tradicionales. Las redes sociales son un instrumento efectivo para amplificar un discurso. El verdadero cambio de paradigma es que la voz personal, tiene a través de la red, la posibilidad de encontrar a sus semejantes y construir su comunidad.

El monopolio de los medios de comunicación se concentra y el capital dirige que es y que no es publicación. La incidencia de las portadas de los periódicos explica perfectamente la poca atención de los medios tradicionales.

La atención a las manifestaciones del 15O por los medios de comunicación tradicionales ha mejorado sin ser espectacular. La interacción de los usuarios por otro lado ejemplifican que había interés: el vídeo de la interacción evidencia esta afirmación.

Ismael Peña Communication and Civil Society (VII). The limits of the mass media and the emergence of mass self-communication in the digital age

Font: Ricard Espelt