Post-Inertia 2020 escuela de verano: Democratización tecnológica - Grupo de trabajo

Lugar: 
Online
Fecha: 
29 de Junio de 2020 - 17 de Julio de 2020

La Covid19 parece haber interrumpido la inercia del "largo-ahora", abriendo un portal a mundos potenciales por venir. Sus consecuencias cambiaron una serie de inercias productivas, relacionales y económicas. De esta manera, la comprensión social del futuro se ha desvanecido, y ahora estamos tratando de reconstruirlo envuelto en la incertidumbre.

Post-Inercia es una escuela de verano / experimento colectivo dirigido a la investigación crítica y a explorar el papel del diseño especulativo en el momento actual de reestabilización social. La escuela tendrá dos niveles simultáneos, uno general centrado en el pensamiento y las prácticas especulativas, y otro más particular, donde este conocimiento se aplicará en grupos más pequeños, a las áreas particulares de Democratización Tecnológica, Transición Ecológica, (bio)Prácticas y Care & Affect.

 

Democratización tecnológica - Grupo de trabajo
Vivimos en un mundo complejo y conflictivo, y los sistemas políticos, económicos y tecnológicos que nos han traído aquí parecen insuficientes, si no contraproducentes, para guiar a nuestras sociedades en las direcciones deseables. La democracia representativa moderna entró en crisis hace décadas. El capitalismo informacional y el estatismo (apoyado por plataformas, datos, vigilancia...) concentran la información, el capital y el poder en manos de unas pocas corporaciones y Estados, cuya acción está guiada por la maximización del beneficio y el poder. Frente a este devenir oligárquico, proyectos como Decidim (proyecto público-común de desarrollo de una plataforma digital para la democracia participativa, que hemos ayudado a concebir y desarrollar) insisten en la necesidad de emprender una democratización tecnológica: democratizar las tecnologías (dar a la gente el control de la tecnología, los datos, la IA, etc.) y democratizar la sociedad a través de dichas tecnologías.

Para ello es necesario, entre otras cosas, diseñar espacios donde el demos (el pueblo) pueda reunirse, reconstruirse, deliberar y decidir sobre cuestiones complejas y conflictivas. Implica ir más allá del antiguo modelo del ágora (la plaza de la asamblea), con sus limitaciones espacio-temporales, y del proceso electoral moderno, con sus limitaciones deliberativas y su carácter episódico. En el siglo XX, desde el ejército estadounidense hasta la cibersala, un espacio clave para la toma de decisiones estratégicas era la situation room, salas conectadas a diferentes sistemas de información, análisis y comunicación.

 

Focus

¿Pueden estos espacios ser rediseñados para la toma de decisiones ciudadanas, un cruce entre el ágora y la sala de situación? ¿Es posible construir salas de deliberación "aumentadas" para una democracia mejor y "aumentada"? ¿Podrían ser útiles para un giro civilizacional? ¿Cómo pueden mejorar o limitar la experiencia, la inteligencia, la voluntad y la acción colectivas? ¿Qué lógicas de inclusión y exclusión social mitigan, crean o recrean? ¿Cuáles son sus elementos y capas constitutivas? ¿Cómo deben ser diseñados y gobernados, y por quién? ¿Podríamos incluir a los no humanos en estas dinámicas?

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.